Saltar al contenido

“La loca de la casa”… Hablemos de literatura fantástica (fantasía o fantasy)


Durante un par de semanas estuve tratando de entender a la “loca de la casa“: la fantasía. Y debo decir que se trata de un género narrativo lleno de matices, que se entremezcla para dar como resultado variadísimos subgéneros que alcanzan para satisfacer todos los gustos.

La literatura fantástica o literatura de fantasía posee un creciente número de lectores, convirtiéndose en el género muy solicitado en las ferias de libros, y alcanzando una enorme popularidad entre los adolescentes. Para un botón tenemos a los seguidores de sagas como Harry Potter de la autora J. K. Rowling, Sombra y hueso de Leigh Bardugo, el Señor de los Anillos de J. R. R. Tolkien y Canción de Hielo y Fuego de George R. R. Martin.

Y aunque en los últimos años este género ha ganado protagonismo en el mundo literario tiene raíces bastante antiguas pues sus progenitores son par de abuelos: el mito y la leyenda. Podemos mencionar la mitología greco-romana, la hindú, la celta y la escandinava; la novela de caballerías del siglo XVI y la novela bizantina del XVII; la epopeya clásica, los cantares de gesta y los romances medievales.

En cuanto a la literatura fantástica moderna cabe destacar que el escritor E. T. A. Hoffmann (1776-1822) es uno de los principales precursores y difusores de este género. Sus obras más conocidas son Los elixires del diablo, El cascanueces y el rey de los ratones, y El hombre de arena.

PERO ¿QUÉ ES EL GÉNERO FANTÁSTICO?

Para que un texto narrativo sea considerado de fantasía o fantástico debe introducir elementos que no pertenezcan al orden natural y racional que nosotros conocemos, es decir fenómenos extraños e inexplicables, que transgreden las leyes del mundo ordinario, que rompen la frontera entre lo natural y lo sobrenatural, y que además resulten imposibles de explicar ni por la razón ni por la ciencia.

Este tipo de literatura produce en el lector una sensación de choque o desconcierto, y lo motiva buscar una explicación para lo inexplicable, a dudar de su incredulidad. Por lo general las personas nos sentimos atraídas hacia aquello que es misterioso e inexplicable pues “la sensación de lo extraño hace al hombre sentirse extranjero ante sí mismo”.

En las tramas del fantasy podemos incluir magos, hadas, brujas, duendes, centauros, monstruos, demonios, elfos, vampiros, etcétera. Toda clase de seres mitológicos, paranormales, inexistentes, que salgan de sueños y pesadillas, ubicándolos dentro de nuestro mundo humano y racional. Además podemos crear mundos completamente imaginarios con sus propias reglas y forma de vida, razas, poblaciones inexistentes, con su propio dialecto, historia y características.

DIFERENCIAS ENTRE EL GÉNERO FANTÁSTICO Y EL GÉNERO CIENCIA FICCIÓN.

Estos dos géneros suelen confundirse pero existe una marcada diferencia entre ambos. Mientras que el género fantástico contrapone sucesos de la vida racional con sucesos suprarracionales y sobrenaturales, la ciencia ficción plantea narraciones que muestran las consecuencias o resultados de la aplicación de la ciencia y la tecnología en sociedades y situaciones futuras.

PARA TODOS GUSTOS Y TIPO DE LECTORES (Subgéneros del género fantástico).

El género fantástico o el fantasy tiene una amplia variedad de subgéneros ya que se puede asociar con otros como ciencia ficción, terror y aventuras. En definitiva en el fantasy hay para todos los gustos. Veamos:

Fantasía histórica

La literatura de este subgénero basa su argumento en un evento o momento histórico, e introduce elementos fantásticos (viajes en el tiempo, magia o sociedades secretas). Pueden también aparecer personajes o figuras que importantes. Un claro ejemplo es “Abraham Lincoln: Cazador de Vampiros” del autor Seth Grahame Smith.

Fantasía épica o heroica

Se ambienta en la época medieval, antigua, en la que predomina una sociedad con muy pocos avances tecnológicos, esto a su vez se mezcla con un claro componente mágico, criaturas insólitas, seres de la mitología, lugares inexistentes, profecías, etcétera… Sin que falte la presencia de un héroe o heroína que luche por defender una causa y se enfrente a un Mal mayor o un villano, desatando una gran batalla o guerra. Un claro exponente de este tipo de literatura es “Crónicas de Belgarath” del escritor David Eddings.

Fantasía urbana

Este tipo de narraciones son las que se sitúan en el mundo moderno, en la ciudad. Dicha vida cotidiana se ve irrumpida por toda clase de elementos mágicos y paranormales o sobrenaturales. Sus personajes son humanos descubriendo lo irracional que convive con ellos. Es un ejemplo de este subgénero la novela “Crepúsculo” de Stephenie Meyer.

Fantasía oscura o gótica

Este subgénero combina elementos de terror con elementos fantásticos. La principal finalidad de estos textos narrativos es lograr que el lector perciba una atmósfera oscura que le cause espanto, empleando un escenario con características góticas. El protagonista de estas historias es casi siempre un “antihéroe” es decir alguien sin ética de sociedad, que actúa visceralmente y con menos moral de la que normalmente esperamos de un héroe. El escritor español David Lozano con su trilogía de La Puerta Oscura es un buen ejemplo de fantasía oscura. Dos ejemplos de fantasía oscura en la industria del cine son la saga “Inframundo (Underworld)” y “Hellboy”.

Jhoanna Bolriv (Janna Bolriv) Ver todo

Escritora de día y lectora beta de noche. Adicta a la construcción de personajes engullidos por deseos aciagos. Amante de los thrillers, las novelas del género negro, policíaco, de misterio, terror y aventuras. No puede vivir sin el placer del chocolate y del queso. Cinéfila y manitas.

2 comentarios sobre ““La loca de la casa”… Hablemos de literatura fantástica (fantasía o fantasy) Deja un comentario

  1. Una entrada fantástica Jhoanna, nunca mejor dicho…jijiji Sin duda conseguirás que muchos lectores quieran perderse entre mil historias de fantasía. Personalmente prefiero la fantasía histórica y épica pero como bien dices es un género muy amplio el cual incluso nos puede sorprender al mezclar varios subgéneros (terror, ciencia ficción…) en una misma historia, ya sea en el cine o en la literatura. Está de moda sí, pues hasta grandes maestros del terror como Stephen King a menudo nos sorprenden con títulos como Los ojos del dragón o la saga de La torre oscura.
    Maravillosa Jhoanna. Un beso grande!!!!!

    Le gusta a 1 persona

    • jejejeje si si jajaja fantástica 😛
      Como tu yo prefiero la fantasía histórica y la épica, pero además me gusta la fantasía urbana y la oscura jejeje siempre que sean del estilo de Poe y King.
      Tanto para escribirla como para leerla..
      Un abrazo enorme Toni !!!

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: